UN EMPLEADO VALORADO EN SUS FORTALEZAS ES 6 VECES MÁS SUSCEPTIBLE DE COMPROMETERSE CON SU EMPRESA

 

Todas las organizaciones buscan un desempeño basado en sus fortalezas, pero muchas erran el camino. Basándose en una creencia popular que dice que uno debe focalizarse en las debilidades de las personas, todo lo que hacen mal las organizaciones. El esfuerzo principal está en desalentar los errores, y no promover el hacerlo bien.  Desafortunadamente esta creencia de centrarse en lo que está mal, solo permite a las organizaciones encaminarse a la mediocridad.

Es común escuchar en las organizaciones las palabras “ganar”, “derrotar” y “competencia”, estas  han dominado por décadas la prensa relacionada a los negocios. En cambio palabras como virtud, preocupación y compasión son muy escazas.

Un número creciente de organizaciones esta realizado un importante cambio valorico y han pasado a ser conocidas como “Organizaciones Positivas”. Estas son aquellas que centran sus esfuerzos en buscar un rendimiento excepcional de las personas y organizaciones. Se basan identificar y potenciar las virtudes, talentos y fortalezas propias de cada ser humano. Estas organizaciones están aprendido que aun cuando las debilidades deben ser evitadas y gestionadas de manera necesaria, una fijación solo en ellas puede ser un error.

Las  Organización Positivas tienen a su base una nueva forma de pensar y una nueva orientación que busca desarrollar las fortalezas humanas, promover la vitalidad, la creatividad, el compromiso y potenciar en sus empelados sus talentos naturales (vs competencias). Hacer de ellos personas, mas resilente a la adversidad y promover un rendimiento extraordinario.

 Las Organizaciones Positivas han tienen un desarrollo paralelo al movimiento Científico de la Psicología Positiva. Esta nueva mirada de la Psicología a la ciencia de las persona, ha tenido su giro principal en la forma de entender a los seres humanos. Se ha cambiando el objeto de atención, de una visión tradicional de enfermedad hacia un modelo científico de virtudes y talentos, características que le son únicas y natural a cada persona y que les dan sentido a sus vidas.

Que sucede cuando lo central es mejorar los errores y no potenciar los talentos de las persona? Simple, esta se siente desvalorada,  insatisfecha con su trabajo, mayor deserción y  son menos eficientes.. En resumen, no se sienten comprometido con su empresa y su trabajo.

A diferencia de lo anterior, un Equipo de Alto Rendimiento es aquel que florece. La investigación ha demostrado que estos equipos son rentables, tienen satisfechos a los clientes y obtienen alta calificaciones en sus evaluación, interna y externa. En estos equipos se da lo que los científicos han dado en llamar el Meta Aprendizaje. Se caracteriza entre otros por que el numero de interacciones positivas que tienen entre ello, las que supera en 3 veces a las negativas (Índice Losada). En estos equipos es una condición necesaria el focalizarse en los aspectos positivos. En el Meta Aprendizaje se potencia el cerebro, la intuición y creatividad, todas variables críticas para un desempeño de excelencia.

En resumen: Algo si está claro, que solo de los aspectos positivos de las personas y las organizaciones, es de donde se puede crecer.

MA. Camilo Castellón

Psicólogo Positivo especialista en la Ciencia del optimismo y Felicidad 

Más información en: Psicólogos Voluntarios

Create your account